La soledad como consecuencia del bullying o acoso escolar

En el anterior post, escribí que una de las consecuencias del bullying o acoso escolar es la depresión. Hice mención acerca de los comportamientos que los niños víctimas de este flagelo muestran a causa de su padecimiento, y de como pueden llegar a sumirse en un depresión tan profunda que en muchos casos puede llevar al niño a pensar en quitarse la vida. Hoy veremos otra de las consecuencias que generalmente suelen manifestarse en los niños víctimas de esta problemática.

La soledad como consecuencia del bullying o acoso escolar

bullying o acoso escolar

bullying o acoso escolar

Otra de las consecuencias del bullying o acoso escolar es la Soledad. Esta consecuencia se puede traducir en la actitud del niño agredido de aislarse de manera voluntaria de sus compañeritos, por causa de las vejaciones a las que se ve sometido por parte de los niños agresores o matones.

Sin embargo, por otro lado, la soledad como consecuencia del bullying o acoso escolar, puede presentarse debido a que el niño agresor busca aislar socialmente a su víctima a través de humillaciones delante de sus compañeros, los cuales generalmente optan por dejarlo solo y a la merced de las circunstancias.

En los dos casos descritos anteriormente, es muy importante que tanto padres como maestros estén prestos a identificar si un niño que puede estar padeciendo de bullying o acoso escolar, manifiesta esta consecuencia de la soledad, y cual de las descritas anteriormente es la que está manifestando a fin de poder tomar las debidas acciones al respecto.

Cabe anotar aquí, que la soledad durante cortos periodos de tiempo generalmente no suele ser dañina, por el contrario, en ocasiones puede llegar a ser beneficiosa, ya que las personas pueden usarla para “tomar un descanso” o “tomar un respiro” ante las circunstancias adversas por las que pudiese estar pasando, o simplemente para tener momentos de privacidad. Sin embargo, cuando la soledad se manifiesta durante periodos de tiempo largos, esta puede ser una señal de que algo grave puede estar ocurriendo en la vida de una persona, para el caso que nos atañe, significa que algo grave puede estar sucediendo en la vida de nuestros niños, y de ahí la importancia de adquirir la habilidad de poder identificar y diferenciar que tipo de soledad es la que manifiestan los niños víctimas de bullying o acoso escolar.

Hasta el momento hemos visto un poco en profundidad tan solo dos de las consecuencias que suelen presentarse en la mayoría de niños víctimas de este fenómeno del bullying o acoso escolar.

En el próximo post estaré tratando acerca del ausentismo escolar como otra de las consecuencias que generalmente suele presentarse.

Agradezco los comentarios que al respecto de esta problemática del bullying o acoso escolar puedan dejar aquí abajo.


Depresión como consecuencia del bullying o acoso escolar

Son varias las consecuencias derivadas del bullying o acoso escolar. Hoy quiero tratar una de esas consecuencias y es la depresión o melancolía.

Los niños y jóvenes víctimas del fenómeno del bullying o acoso escolar, tenderán a adoptar ciertos comportamientos como por ejemplo:

  • Dejar de hacer una actividad como ir al  parque, cuando esta era una actividad ellos disfrutaban.
  • Disminuyen en su rendimiento escolar, cuando eran niños que se destacaban en clases
  • Prefieren quedarse en casa a salir y disfrutar de otras actividades
  • Presentan disminución del apetito
  • Al preguntarles que sucede, sienten ganas de llorar y les cuesta expresar sus sentimientos y emociones
  • entre otros.

Datos científicos afirman que la depresión se hace más evidente o es más común en el género femenino. Sin embargo, las investigaciones también advierten que aún cuando la depresión en los varones es menor, casi en un 50%, la tasa de suicidio consumado en ellos es cuatro veces más alta que en la mujeres.

Cuando un niño o niña padece de depresión, no solo se afecta su área emocional, sino que además se empieza a deteriorar su salud física. De ahí la importancia que como padres y/o maestros, procuremos desarrollar una visión aguda que nos permita identificar de la manera más oportuna posible, si nuestros niños pueden estar padeciendo depresión por causa de conductas relacionadas con el bullying o acoso escolar.

Efectos del maltrato causados por el bullying o acoso escolar

bullying o acoso escolar

bullying o acoso escolar

Es tal el maltrato infligido por los agresores hacia sus víctimas, que estos últimos caen en una depresión tan grande que se hace evidente a través de los comportamientos descritos anteriormente. Maltrato físico. Agresiones verbales que pueden incluir desde apodos o sobrenombres completamente despectivos, pasando por palabras que buscan descalificar a la víctima de muchas maneras ya sea por alguna característica física o de actitud, hasta palabras vulgares en contra del niño o de sus familiares. Amenazas contra la integridad e incluso contra la vida del niño. Sometimiento emocional infundiendo en el niño víctima del bullying o acoso escolar un temor exacerbado. Todas estas agresiones descritas, entre muchas otras que se pueden presentar, hacen que nuestros niños padezcan de un nivel de estrés tan alto que terminan por caer en la depresión.

Depresión como consecuencia del bullying o acoso escolar

Como hemos podido ver, la depresión como consecuencia del bullying o acoso escolar es verdaderamente preocupante, teniendo en cuenta que dicha depresión puede llevar a una consecuencia que aún más grave, y es la falta de sentido de vivir o de acabar con el sufrimiento padecido, de tal suerte, que los niños pueden incluso llegar a quitarse la vida.

Hoy, tan solo he tratado una de las consecuencias del bullying o acoso escolar, sin embargo, esta sola consecuencia pone de manifiesto la gravedad que representa esta problemática.

En el próximo post estaré escribiendo sobre otra de las consecuencias generadas por la problemática del bullying o acoso escolar.


El bullying o matoneo – terrorismo escolar?

Leía recientemente un artículo de una psicóloga española, experta en bullying, llamada Isabel Menéndez, donde calificaba el matoneo o acoso escolar como “terrorismo escolar”. La verdad es que me impacto el término usado por ella.Quiero aclarar que aunque la señora Isabel Menéndez es una psicóloga con una amplia experiencia en el tema del bullying, no estoy de acuerdo con todas las apreciaciones realizadas por ella en el artículo que leí. Sin embargo, me gusta usar un principio establecido en la biblia y es, Examinadlo todo y retened lo bueno. 1 Tesalonicenses 5.21.

Como estaba diciendo, llamó mi atención el término usado por ella para describir el bullying. “Terrorismo escolar”. Sin embargo, el uso que ella hace de este término en referencia al bullying es debido a las consecuencias nefastas que este flagelo ha producido. Consecuencias tan graves como el suicido de varios niños, víctimas del bullying o acoso escolar. En el artículo hacían referencia a dos casos particulares. Uno en España donde un niño se quitó la vida con el revolver de su abuelo, y otro en Argentina donde un niño se quitó la vida pero lanzándose desde un puente.

Concientización del fenómeno bullying

sensibilización bullying

Sensibilización bullying

De ahí mi interés en que tanto padres como maestros nos sensibilicemos ante este fenómeno del bullying, matoneo o acoso ecolar. Es necesario aprender sobre esta problemática, y aún más necesario todavía es prevenirlo. Es importante adquirir las herramientas que como padres y maestros nos ayuden a detectar cualquier caso relacionado con el bullying, y adquirir el conocimiento que nos permita enfrentar dicho fenómeno. Cabe mencionar que las instituciones educativas deberían asumir un papel más activo ante la problemática del bullying y ser ellos, los centros educativos, quienes promuevan la creación de programas orientados a informar y prevenir sobre el bullying o acoso escolar.

Es muy preocupante saber que muchas personas prefieren cerrar sus ojos ante esta realidad, pero más preocupante aún es que centros educativos se hagan los de “la vista gorda” (termino usado para indicar que no se quiere ver lo que realmente está sucediendo). Adivinen cual es el escenario donde se está dando el fenómeno del bullying. En los baños, en los pasillos, en las áreas de recreo de los centros educativos, y aun cuando es cierto que los niños agresores suelen hacer de las suyas a espaldas de los maestros, también es cierto que con prestar atención a los comportamientos de los niños tales como aislamiento, falta de interés por participar en actividades extra escolares, tristeza, aislamiento, entre otros, dichos comportamientos se constituyen en una señal de alerta en relación al riesgo del bullying.

Reflexionemos y evaluemos que tanto estamos haciendo en relación a conocer más acerca de la problemática del bullying y como prevenirlo.

Puedes aportar tu granito de arena, compartiendo esta información con padres y maestros. Yo seguiré manteniendo este canal de comunicación actualizado para todos aquellos que quieran conocer más acerca del fenómeno bullying y como enfrentarlo.

El bullying o acoso escolar no es un juego

En este post quiero hablar acerca de la importancia que debemos dar los padres y maestros al fenómeno conocido como bullying o acoso escolar. Y lo primero que hay que decir es que este fenómeno del bullying, matoneo o acoso escolar no es un juego. No se trata de “bromas” pesadas que se están haciendo entre ellos nuestros niños y jóvenes. No se trata de una “etapa” más de la vida de nuestros adolescentes. No se trata de algo pasajero. El matoneo o acoso escolar es una problemática que está dañando a un alarmante número de niños y jóvenes, situación esta se presenta especialmente al interior de los centros educativos.

Acoso escolar – Juego de niños

acoso escolar, matoneo o bullying

acoso escolar

Tristemente son muchas las voces que he escuchado diciendo que eso que algunos llamamos bullying, matoneo o acoso escolar, no es más que un simple juego de niños. Son muchas las voces de personas que son padres y/o maestros que dicen: “yo también he pasado por eso”. Es increíble ver como muchas personas toman una actitud pasiva e indiferente, ante una problemática que desafortunadamente cada día se hace más inmanejable. Y todo esto por no querer asumir la responsabilidad que nos corresponde principalmente como padres, y en muchos casos como maestros.

Estamos dejando que nuestros hijos enfrenten situaciones difíciles solos, cuando no debería ser así.

El acoso escolar es responsabilidad de todos

Como mencionaba anteriormente, son muchas las personas que toman una actitud pasiva y de indiferencia ante el fenómeno del bullying, matoneo o acoso escolar. La pasividad e indiferencia, son actitudes que alimentan una problemática que se está generalizando en centros educativos públicos y privados. Adicionalmente, el matoneo, acoso escolar o bullying no respeta ningún nivel socioeconómico.

Expresiones tales como:

  • Así se hace fuerte en la vida
  • Yo también pase por eso y aquí estoy
  • entre otras

son afirmaciones que muestran como normales las actitudes de acoso escolar entre los niños.

Algunas estadísticas en Colombia muestran que:

  • Que el acoso escolar o bullying es más frecuente entre niños de quinto grado que están en municipios que tienen alta influencia de grupos armados al margen de la ley.
  • Otros datos indican que el acoso escolar o matoneo, tiene una mayor influencia en niños de grado noveno donde la riqueza está concentrada en unos pocos.
  • De 53 mil estudiantes, un 29 por ciento en quinto y un 15 por ciento en noveno, manifestaron haber sido víctimas de acoso escolar en los dos últimos meses previos a la presentación de la prueba.
  • En noveno

Las cifras son preocupantes y es por eso que hoy quiero hacer un llamado a padres, madres y maestros a fin de que aportemos nuestro granito y decir “no mas” al acoso escolar. Por su puesto, con la expresión “no mas al acoso escolar” me refiero a que dejemos la pasividad y la indiferencia y que busquemos la forma de informarnos más acerca de esta problemática y ser transmisores de soluciones.

Causas del bullying, matoneo o acoso escolar

Continuando con la serie de publicaciones acerca de las causas del bullying, matoneo o acoso escolar, hoy quiero compartir otras dos causas de esta problemática.

Rasgos de personalidad

Esta pudiera no parecer una de las causas del bullying, sin embargo, es un factor de riesgo adicional a tener en cuenta.

Algunos niños pueden llegar a convertirse en agresores de otros, simplemente debido a que tienen una personalidad que tiende a ser por naturaleza agresiva. Cabe decir que lo anterior no constituye una regla, sin embargo, los padres de estos niños deberán estar atentos a otros factores de riesgo que pudiesen inducir al niño a la práctica del bullying o acoso escolar.

causas del bullying matoneo o acoso escolar

causas del bullying

Cuando los niños con personalidad fuerte son formados en un hogar donde predomina un ambiente positivo, se hará más fácil que aprendan a ejercer dominio propio sobre su caracter y se les facilitará también desarrollar buena empatía en sus relaciones y compasión hacia los demás. De todas formas aún cuando exista un buen ambiente familiar, el diálogo con los hijos debe ser prioritario en caso de existir la mínima sospecha de que el pueda estar intimidando a sus compañeros en la escuela o colegio.

Por último, cabe resaltar que esta no es una de las causas del bullying más frecuentes, sin embargo, es importante tenerla en cuenta junto con otros factores de riesgo.

Hogares disfuncionales

A título personal, esta es una de las más grandes causas del bullying o matoneo. Y digo que es una de las causas del bullying más predominantes debido a que desafortunadamente hoy por hoy son muchos los hogares donde la figura paterna tiende a estar ausente.

Ahora, cuando hablo de ausencia, no me refiero solamente a la ausencia física del padre. También se presentan muchos casos donde existe la presencia física de los padres, mas no presentes emocionalmente en la vida de sus hijos.

Reitero que esta es una de las causas del bullying o matoneo escolar más frecuentes y por eso dejaré para próximos post, la profundización que requiere esta problemática.

Aparte de algunas otras de las causas del bullying tratadas en este artículo, quiero mencionar rápidamente algunos rasgos de los niños que los hacen más propensos a ser víctimas de este fenómeno del acoso escolar.

Víctimas

Existen algunas características que podrían llegar a ser indicadoras de niños que pueden llegar a ser más propensos a ser víctimas del fenómeno del bullying o acoso escolar. Niños con tendencia a la timidez o a ser retraídos, o aquellos que son “distindos” de sus compañeros tienden a ser objetivos fáciles para los niños agresores. Generalmente, debido a la intimidación emocional de los victimarios, las víctimas tienden a guardar silencio y no hacen manifiesta la situación que padecen.

Es muy importante que como padres o maestros, mantener una muy buena y sana comunicación con nuestros niños. Es importante enseñarles, que ni el ni nadie merece ser maltratado por otros compañeritos.

A este respecto también hay mucho para decir, sin embargo, para no hacer este post más largo, profundizaremos más al respecto en próximas publicaciones.

Igualmente estaremos tratando más causas del bullying o matoneo escolar.

Problemática del bullying o matoneo escolar

A principio de año se presentaron en nuestro país dos casos relacionados con bullying o matoneo escolar en Itaguí y Bogotá. Es bastante preocupante la situación, toda vez que los menores de edad pasan de ser víctimas a victimarios en situaciones que pueden terminar incluso en homicidio. Llama la atención el hecho de que muchos menores están asistiendo a clases portando armas blancas e incluso armas de fuego.

En definitiva, podemos decir que en Colombia el fenómeno conocido como bullying o matoneo escolar, es apenas la punta del iceberg de un complejo problema social. Cabe resaltar que no es solamente en nuestro país donde se cierne este problemática.

Es nuevo el bullying o matoneo escolar?

bullying o matoneo escolar

bullying o matoneo escolar

El fenómeno de bullyin o acoso escolar no es nuevo. Es solo que hasta hace poco menos de una década las instituciones gubernamentales, los centros educativos y la sociedad en general, están empezando a tomar conciencia de esta problemática. Lo peor de todo, es que aún a estas alturas, no hemos sido capaces de enfrentar esta realidad. Los entes del gobierno, la comunidad educativa, y la familia, han preferido ignorar el tema u ocultarlo por resguardar el nombre del plantel o institución, o simple y llanamente porque consideramos como normal las actitudes y comportamientos que caracterizan el bullying o matoneo escolar.

¿El bullying o matoneo distingue entre clases sociales?

Definitivamente NO. El fenómeno del bullying o matoneo escolar, no es característico de las clases sociales más bajas, como se podría llegar a pensar. Por el contrario, sorprendería a más de uno, con cuanta frecuencia suele verse este fenómeno del acoso escolar entre las clases sociales más privilegiadas. Lo anterior puede explicarse de muchas maneras, pero básicamente lo que sucede es que muchos de nuestros niños no están recibiendo la atención debida por parte de sus padres. Dado lo anterior, muchos niños, jóvenes y adolescentes, buscan llamar la atención.

Son varias las voces de alerta que dicen que este problema del bullying o matoneo escolar se teje al interior de los centros educativos, pero personalmente, me inclino más por decir que esta problemática del acoso escolar se está presentando desde los mismos hogares. No quiero decir que los centros educativos no tengan ninguna responsabilidad, solo que el mayor causante del fenómeno bullying o matoneo se cocina al interior de los hogares.

Como sociedad, estamos enfrentamos una situación complicada, encontramos niños que son víctimas o victimarios y ambos casos requieren de especial atención por parte de padres y maestros. No es normal, ver niños que se agarran a golpes, o niñas que se agreden físicamente por un novio. Muchas de estas conductas, son reproducción de lo que han visto en los adultos y es por ello como sociedad debemos comprometernos a parar el fenómeno del bullying o matoneo escolar.

Yo estoy poniendo mi granito de arena compartiendo este blog sobre bullying o matoneo escolar. Y tu?

Que es el matoneo o bullying escolar?

El matoneo, acoso escolar, intimidación o bullying es una forma de violencia escolar que incluye diferentes conductas de maltrato como por ejemplo, maltrato físico, agresión verbal,  exclusión social, intimidación emocional y psicológico y actualmente con el auge de las tecnologías, el matoneo o bullying, puede darse a través de internet y los teléfonos móviles.La principal característica del fenómeno del matoneo o bullying escolar es que las conductas descritas anteriormente se repiten con alta frecuencia en las relaciones que mantienen nuestros niños y jóvenes a través del tiempo y que tienen la intención de lastimar a otros.

Conductas de matoneo o bullying

Las conductas de matoneo o bullying pueden darse entre grupos de niños agresores a grupos de niños agredidos, o en enfrentamientos de tipo individual, o sea, entre un agresor y su víctima.

matoneo o bullying

matoneo o bullying

El matoneo o bullying escolar, puede presentarse de la siguientes forma:

  • Como agresiones físicas a través de empujones o golpes, ó
  • Como agresiones de tipo verbal, tales como apodos o sobrenombres, groserias, o palabras despectivas, entre otras.

En el matoneo o bullying escolar, estas agresiones pueden darse abiertamente, o sea, delante de otras personas; o de manera encubierta, o sea, entre el agresor y la víctima.

Por último, el matoneo o bullying puede ser directo, de cara a la víctima; o indirecto, a espaldas de esta.

Dentro de esta problemática del bullying o matoneo escolar, las situaciones de violencia que se presentan son bastante complejas, en esta dinámica del acoso escolar es posible identificar por un lado, a una persona con el rol de agresor o intimidador, el cual ejerce un abuso de poder sobre otros y por otro lado, a una persona víctima de ese agresor. Existe un tercer actor, y son todas aquellas personas que de una u otra forma, con sus comportamientos o actitudes, no hacen nada para frenar el matoneo o bullying escolar, de tal manera que de cierta forma se hacen cómplices de la ocurrencia de dicho fenómeno.

Toda esta problemática del matoneo o bullying constituye un problema serio de convivencia y las consecuencias que pueden ocasionar en nuestros niños y jóvenes maltratados pueden llegar a ser nefastas. Consecuencias tales como problemas emocionales como trastornos depresivos, fobia a ir al colegio, problemas de aislamiento social e incluso la misma idea del suicidio.

Si eres padre, maestro o simplemente te interesas por el bienestar de los niños, es importante que le demos a este fenómeno del matoneo o bullying, la atención que en verdad merece, ya que no podemos ser indiferentes ante las agresiones de que son objeto nuestros niños y jóvenes por cuenta del matoneo o bullyng escolar.

Principales causas del bullying o matoneo escolar

Hoy quiero escribir acerca de las principales causas del bullying o matoneo escolar. Los factores que pueden influir en un niño para adoptar un comportamiento agresivo en su entorno escolar son muy variados, sin embargo, en este post quiero exponer las que se consideran algunas de las principales causas del bullying o acoso escolar.

Comprender las causas del bullying o acoso escolar, es el primer paso para hacerle frente a este fenómeno que crece día a día en los colegios y barrios de nuestras ciudades. Si nos unimos y compartimos esta información, dejaremos de ser parte del problema para convertirnos en un canal para tratar de ayudar a dar una solución.

Violencia intrafamiliar dentro de las principales causas del bullying

La principal influencia que reciben nuestros niños se encuentra al interior de la familia. Es por eso que una de las principales causas del bullying, matoneo o acoso escolar es la violencia intrafamiliar. Esta comprende todos aquellos actos violentos que incluyen no solamente la agresión física, sino que además contempla todos aquellos actos de maltrato emocional que se presentan en el seno del hogar y que son perpetrados por un miembro de la familia contra algún otro familiar. Generalmente este tipo de violencia suele darse entre los conyugues y la mayoría de los casos corresponden a violencia ejercida por el hombre hacia la mujer.

Desafortunadamente son muchos los niños que son testigos de este tipo de violencia, y al hacerse parte de su cotidianidad, asumen o aprenden que el mundo funciona de esa manera, donde existen dos roles, el débil y el fuerte; el agresor y el agredido.  Ellos asimilan la violencia, la intimidación, la agresión, como una forma de expresión, quizás, como la única forma de expresión, de tal manera que optan por canalizar sus emociones de esa forma.

causas del bullying o acoso escolar

causas del bullying

Entorno escolar otra de las causas del bullyin

Otra de las causas de bullying suele ser el entorno escolar, ya que es allí donde los niños pasan gran parte de su tiempo a diario. En estos entornos regularmente se puede ver a grupos de niños que gozan de muy buena aceptación por parte de sus compañeros dada su personalidad u otros factores. En ocasiones esto puede causar que aquellos niños que no son tan “aceptados o populares”, quieran llamar la atención hacia ellos, haciendo uso de la imposición sobre los demás. En estos casos es muy importante que los maestros estén atentos, a fin de ayudar a estos niños.

Hay muchas otras causas del bullying o matoneo, las cuales estaremos tratando en próximas publicaciones.

 

 

Inquietudes acerca de bullying o matoneo II

En el post anterior vimos algunas de las inquietudes más comunes que se presentan alrededor del tema del bullying o matoneo escolar.

En este post continuaremos dando respuesta a dichas inquietudes. Nuevamente esperamos la participación de todos nuestros lectores a fin de enriquecer nuestros conocimientos sobre este tema tan importante como lo es el bullying o acoso escolar.

Inquietudes frecuentes sobre bullying o matoneo escolar – Parte II

¿Cuales son las características de un niño agresor o victimario?

Generalmente un niño agresor o victimario cuida su imagen ante sus padres u otros adultos. Estos niños se muestran reservados, inaccesibles, violentos con miembros de la familia. Pueden tener objetos que no le pertenecen y de los cuales no puede dar una explicación coherente respecto de su procedencia. Se escudan detrás de mentiras para justificar su comportamiento, e incluso puede llegar a mentir acerca de otras personas con el objeto de dañarlas o perjudicarlas. Los padres o madres de un niño víctima u otros compañeros lo han señalado como agresor, entre otras.

bullying o matoneo

bullying o matoneo

Estos niños mostrarán un deseo por aumentar su poder haciendo sufrir intimidaciones y vejaciones a los demás. Pueden llegar a verse como un líder de grupo que se les arregla para amedrentar a otros por medio de agresiones físicas o verbales. Generalmente los niños, niñas y jóvenes agresivos repiten conductas vividas al interior del seno familiar; copian e imitan conductas vividas como normales entre los miembros de la familia: padre y/o madre autoritarios, abusos por parte de hermanos, hermanas, padre y/o madre, donde se presenta una comunicación deficiente o inexistente.

Como responsables de crianza de un niño o niña debemos estar muy atentos a su conducta, a sus acciones, a sus amistades, a sus pertenencias, a su aspecto, etc.

¿Cual es el límite entre bullying o acoso escolar y las bromas?

Ambos fenómenos causan un daño emocional  muy grave, sin embargo, una conducta de bullying o matoneo se caracteriza principalmente por ser repetitiva en el tiempo, intencionada y llevada a cabo entre pares, lamentablemente ambas son muy dolorosa de soportar pero algunas de las intimidaciones y agresiones no son perdurables en el tiempo por diversas causas ya sea porque un adulto corrige a tiempo o porque los niños pueden parar la situación a tiempo.

Hoy hemos dado respuesta a otras dos inquietudes frecuentes acerca del fenómeno de bullying o matoneo escolar. Esperamos sus comentarios al respecto y nuevas inquietudes a fin de darles respuestas en próximas publicaciones.

Agradecemos que compartas esta información sobre bullying o matoneo escolar con todas las personas que puedas.

Hasta la próxima.

Inquietudes frecuentes acerca de bullying o matoneo

Muchas son las inquietudes acerca del fenómeno del bullying, matoneo o acoso escolar. A continuación nombraremos algunas de las más frecuentes y esperamos que nuestros lectores dejen en los comentarios, aquellas preguntas acerca del bullying o matoneo que nos queden faltando en este post, para poder responder a ellas en próximas publicaciones.

Inquietudes frecuentes – Parte I

¿Como ayudar a mi hijo a que se proteja de los agresores?

Lo primero que debes hacer es tratar de establecer un buen hábito de comunicación con tu hijo, ya que es de esta forma que tu hijo podrá confiarte cualquier situación, buena o mala, por la que esté pasando. Pidele a tu niño o a tu hijo que te cuente como y cuando está siendo agredido y sobre todo por quien. Debes infundirle confianza y aumentar su auto estima a fin de que el se pueda sentir seguro al momento de “enfrentar” al agresor para poder decir NO MÁS, no permitiré que me maltrates. Sería bueno que le expliques a tu hijo que es el bullying o matoneo escolar, para que el pueda entender lo que le está sucediendo a el, pero también lo que le está sucediendo a su agresor.

Bullying o matoneo

Bullying o matoneo escolar

Por otro lado, es muy importante poner en conocimiento de las directivas y profesores del colegio la situación y tomar medidas de acción conjuntas tendientes a brindar la ayuda necesaria al niño agresor. Es muy importante tener en cuenta que no se trata de estigmatizar al niño agresor, se trata de ayudarlo a cambiar su comportamiento dañino. Hay que preguntar al colegio que tanto saben del fenómeno del bullying o matoneo y si tienen algún alguna política en relación a la prevención del acoso escolar.

Son muchas las maneras en que podemos ayudar a nuestros hijos a fin de que se protejan de los agresores. Sin embargo, en este post no vamos a poder profundizar en todas, de ahí la importancia que te suscribas a nuestro boletín electrónico para que estés enterado de todo lo que estaremos publicando acerca del bullying o acoso escolar.

¿Que características presenta un niño victima del bullying o matoneo escolar?

Algunos de los síntomas por decirlo de alguna forma pueden ser:

  • El niño empieza a sentirse retraído
  • Es posible que exprese no querer ir al colegio sin justificación alguna
  • Llegar frecuentemente a casa con sus pertenencias rotas
  • Manifestar continuamente objetos personales
  • Rendimiento escolar bajo
  • Decaimiento, tristeza y/o depresión
  • Cambios de ánimo
  • Problemas de sueño, entre otros.

Hemos mencionado algunas de las características más comunes que presentan los niños víctimas del bullying o matoneo escolar, sin embargo, debemos buscar conocer muy bien a nuestros niños ya que esto nos permitirá identificar cambios en su comportamiento y eventualmente saber si están siendo objeto del bullying o matoneo.

En próximos post seguiremos tratando este tema.

Tendremos más inquietudes frecuentes acerca del bullying o matoneo escolar.